El racismo a través de los ojos de mi hijo

Las protestas luego de la muerte de George Floyd y ahora Jacob Blake y el movimiento “Black Lives Matter” me han hecho reflexionar y ver cómo la gente aquí en PR ve esto como que solo pasa en Estados Unidos. Pues quiero decirles con mucho respeto, que esto pasa aquí todos los días. Tal vez la policía no mata a alguien por ser negro, pero las miradas y la ignorancia sí. Yo era una de esas personas que no había internalizado lo cerca que vivía del racismo hasta que me tocó. Peor aún, me tocó vivirlo a través de la piel de mi hijo.

Todo cambió un día cuando me llamaron de pre- escolar (si cuando tenía 4 años) cuando me dijo que no quería volver al campamento, porque las niñas no querían jugar con él porque era “color oscuro”. Ese día lloré y mucho. Lloré porque ese día entendí que existían cosas de las cuales no iba a poder protegerlo y solo podía enseñarlo a amar su color de piel y defenderse del mundo. Entendí que la educación empieza en casa y entendí que ningún niño nace odiando. Mi hijo hoy en día habla que le han vuelto hacer “bullying” por lo mismo, pero me lo dice con esta naturalidad que me parte el alma. Nadie debe sentirse mal por quién es y mucho menos tomarlo con naturalidad. El odio no es natural. Nadie nace con odio.

Hijo mío, quiero que sepas que mamá te ama como eres. Eres hermoso por dentro y por fuera. No permitas que nadie te diga lo que puedes o no hacer por lo que eres y menos por tu bello color. ¡¡¡Para mi eres perfecto…!!!

Leave A Comment

Please be polite. We appreciate that. Your email address will not be published and required fields are marked